Estamos donde tú estás. Síguenos en:

Facebook Youtube Twitter Spotify Instagram

Acceso suscriptores

Lunes, 21 de septiembre de 2020
Nueva etapa del estallido

18-M: Piñera comienza a perder el control social de la pandemia

Andrés Almeida
Lissette Fossa
Paula Huenchumil
Joaquín Riffo

protesta.jpg

Foto: Luis Hidalgo
Foto: Luis Hidalgo

El anuncio sin sustento inmediato de la entrega de cajas de mercadería a sectores vulnerables de Santiago para enfrentar la cuarentena revivió los ánimos de protesta en Santiago. El hambre, el miedo a la enfermedad que comienza a cobrar vidas de vecinos y familiares, y la indignación por el manejo sanitario y social del gobierno componen un cóctel explosivo que recuerda el 18-O.

Uno de los primeros efectos de la irrupción del coronavirus en marzo fue congelar una protesta social que renacía dadas las cuentas pendientes que quedaron por el fin del 2019 y el verano. Sin embargo, la situación sanitaria de Santiago con sus redes asistenciales al borde del colapso (ver nota secundaria) y la implementación de una cuarentena sin los resguardos sociales suficientes y a tiempo como para sobrellevarla, han significado que muchos santiaguinos hayan perdido la paciencia y se hayan volcado nuevamente a las calles a protestar.

De tal modo, en la noche del 18 de mayo -a siete meses del inicio del estallido social- INTERFERENCIA logró identificar ocho comunas que vivieron jornadas de protesta en las calles con enfrentamientos con Carabinero.

A la más conocida y diurna ocurrida en El Bosque -donde el gobierno pudo estrenar los nuevos equipamientos policiales adquiridos para enfrentar un marzo de protestas- le sucedieron otros focos en Maipú (en Villa Esperanza, y las Tinajas con Galaxia), Ñuñoa (en Villa Olímpica y Grecia con Los Tres Antonios), Santiago (Diagonal Paraguay con Lira, y Tarapacá con Bulnes), Renca (Vicuña Mackenna con José Miguel Infante), Peñalolén (Lo Hermida) y en otros lugares de La Granja, La Pintana y San Ramón.

Para una vecina de la comuna de El Bosque de iniciales C.D.L, las manifestaciones que ocurrieron ayer son resultado de “todas las injusticias que se viven”. Además, indica a nuestro medio que el narcotráfico no ha cesado en la comuna y que hay mucha gente desempleada. “Aquí hay harto miedo e inseguridad también, porque con el toque de queda han aumentado los robos, yo por suerte tengo teletrabajo, pero he hablado con vecinos que dicen que tienen miedo que los asalten”, dice.

“Desde el 18 de octubre hubo puntos con varias manifestaciones, especialmente en el sector en Lo Blanco, más que el sector donde los vecinos se manifestaron ayer- en el sector de Lo Martínez con San Francisco- esa población hoy no tiene cómo parar la olla”, reflexiona.

La joven de 29 años pide mantener su identidad en reserva para hablar libremente y señala a INTERFERENCIA que este lunes su hermano fue detectado con Covid-19. “Acá ya se están haciendo ollas comunitarias lideradas por juntas de vecinos, también hubo algunos vecinos que ayudan con un camión repartiendo alimentos, pero aún así son medidas para paliar y el gobierno no está apuntando a la raíz”.

Respecto a las medidas para prevenir el coronavirus, indica que en El Bosque no han funcionado, puesto que en distintos servicios hay muchas filas y que “no se toman todas las precauciones en los lugares que el Municipio habilitó para la toma de exámenes”.

Además, para llegar a algunos lugares, los ciudadanos deben obligadamente tomar una micro para acceder a un Metro, “muchos viejitos se tienen que movilizar así”. Igualmente comenta que no se realizan el test si no tienen síntomas y que el número de contagiados está aumentando en los sectores de San Francisco, Lo Blanco, Los Morros y Lo Martínez.

 “Antes del coronavirus, el tema de la salud aquí ya era ineficiente, siempre hemos hechos filas en los consultorios. Para tener una hora hay que llegar a las 6 o 7 de la mañana y hay una falta tremenda de especialistas, como en varios sectores de Chile. Aquí, en algunas poblaciones, también hay niños escondiéndose del Sename, porque prefieren estar en la calle que en un centro. Hay un abandono total por vivir en una comuna periférica. Nos quedamos con pocas ferias, y muchos vecinos trabajan ahí, eso ha generado mucha angustia en la gente”.

El leimotiv de la protesta fue el hambre. Esto, porque la gota que colmó la paciencia fue el anuncio del gobierno de 2,5 millones de cajas con mercadería, las cuales no empezarán a estar disponibles sino hasta el próximo viernes 22 de mayo, en circunstancias en que la cuarentena para el Gran Santiago lleva en vigor ya cuatro días, desde el viernes 15 de mayo, y en el Bosque desde el 14 de abril. Tiempo suficiente como para que el hambre ya empiece a sentirse. 

“La gente si no trabaja en una semana no tiene qué comer”, dice a INTERFERENCIA Felipe Delpin (DC), alcalde de La Granja y uno de los miembros de la Mesa Social Covid-19.

Según Delpin al gobierno se le advirtió de la situación y acusa demora en acudir en la protección de la ciudadanía para enfrentar la cuarentena que este mismo decretó. “Hay un ambiente de depresión, por temor a enfermar y ver cómo los vecinos mueren, y de indefensión porque todavia no sale el estado benefactor en su ayuda”. 

Según Delpín es hora de que el gobierno eche mano a los ahorros. “Es como con las familias, hay que hacerlo cuando alguien enferma gravemente”.

Una opinión que muchos comparten, pues coinciden en que el gobierno ha dado poco dinero para enfrentar la cuarentena en particular y la pandemia en general, lo que además beneficia a narcotraficantes que pueden expandir sus territorios y reclutar más personas en riesgo social.

Una pelota que cae entre la protesta, la enfermedad y el hambre.

¿Escondiendo la billetera? 

Este lunes 18 de mayo en conversación con El Diario de Cooperativa, el director de Presupuesto, Matías Acevedo- pese a que fue una jornada marcada por manifestaciones sociales- destacó el trabajo del gobierno ante la crisis del Covid-19. Además, aseguró que hay recursos disponibles para enfrentar esta emergencia sanitaria y, que las diferentes medidas que ha adoptado el Ejecutivo, “implican un monto equivalente al 7% del Producto Interno Bruto.

“La tranquilidad es que los recursos están… Tenemos un presupuesto de la nación en torno a los 70 mil millones de dólares, tenemos ejecutado ese presupuesto en un 30%, nos quedan cerca de 50 mil millones adicionales para poder gastar”, explicó en la misma entrevista el jefe de la Dirección de Presupuestos.

Respecto a los últimos anuncios presidenciales de millones de canastas de alimentos y un nuevo fondo de ayuda para micro y pequeñas empresas explicó que "el apoyo a las garantías que va a entregar el Estado para que instituciones financieras no bancarias puedan participar en la recuperación de las pymes, son fondos que tiene hoy día Corfo, que va a garantizar aquellas líneas de financiamiento”.

Hace poco más de un mes, el ministro de Hacienda, Ignacio Briones, detalló el financiamiento del segundo paquete de medidas por Covid-19, denominándolo el “presupuesto de pandemia”. El anuncio de aquel miércoles 8 de abril, incluía la creación de un fondo de US$ 2 mil millones para la protección de ingresos de los más vulnerables, con el fin de “aplacar la incertidumbre, la angustia” de la ciudadanía.“Quiero ser claro, nuestro presupuesto en estos meses, en este año, es un presupuesto de pandemia, y es lo que corresponde para ir en ayuda de lo principal: los ingresos, la incertidumbre de las personas, los chilenos y las chilenas más vulnerables.

Creemos que es lo correcto, creemos que es lo que haría cualquier familia, cualquier hogar cuando hay prioridades que cambiar, y eso es lo que nosotros estamos haciendo como Fisco”, explicó en declaraciones recogidas por Radio Bío Bío. Además, en esa jornada, Briones, explicó que las medidas serían financiadas con una reasignación significativa del presupuesto público.

Mañana, miércoles 20 de marzo, parten las postulaciones al Ingreso Familiar de Emergencia. El beneficio se empezará a pagar el viernes 29 de mayo y su monto dependerá del número de integrantes de cada núcleo familiar y será decreciente en el tiempo: 65.000 pesos por persona el primer mes, 55.250 pesos el segundo mes y 45.500 pesos en el tercero.. 

El ministro de Desarrollo Social, Sebastián Sichel, ha indicado que esto beneficiará "al 60% más vulnerable que tiene el Registro Social de Hogares, que no tiene ingresos”. Sin embargo, la medida ha despertado la crítica de distintos alcaldes de comunas principalmente por lo montos anunciados, que se consideran insuficientes.

En el marco internacional, la Universidad de Columbia, indaga acerca de los recursos que han invertido los gobiernos de 168 países para enfrentar la pandemia. Para realizar la comparación, la investigación académica se basó en la relación del PIB de cada país. Japón lidera el ranking con un 21% del PIB, seguido por Luxemburgo 20%. 

“En estas inéditas circunstancias, el dogma de mantener el equilibrio fiscal y no incurrir en gastos fuera del presupuesto quedó en el pasado, en la medida que los contagios y las muertes se expandieron rápidamente casi a todo los rincones del planeta. Es un nivel de gasto extraordinario", indicó a la BBC Mundo Ceyhun Elgin, director del Programa de Master en Economía de la Universidad de Columbia, Nueva York. Además, explicó al mismo medio de comunicación que “el monto total del gasto fiscal a nivel global se acerca a los US$7,2 billones (miles de millones), equivalente a unos US$1.152 per cápita”.  

En el caso de América Latina, la región ha gastado cerca de un 2,4% del PIB. Según este estudio, el país que lidera la lista en el continente de mayor gasto fiscal es Perú con un 9% del PIB, mientras que al final de la lista está Nicaragua.

"En América Latina el sector informal es muy grande. Eso hace que la recaudación de impuestos sea baja y por lo tanto, el tamaño de los paquetes más reducido", señaló el economista a la BBC. Igualmente, enfatizó que no hay que confundir el tamaño del paquete con la efectividad. Lo más importante es cómo se gasta el dinero, el contenido del paquete, no sólo la cantidad de dinero". Finalmente, agregó que se van a necesitar otras investigaciones para analizar en profundidad los contenidos del gasto fiscal frente al Covid-19.

Hasta el momento no ha quedado claro por qué el gobierno optó por un sistema de cajas de mercaderías y no por incrementar el ingreso familiar de emergencia, tal como pedía la oposición. Algunos piensan que era para no parecer dándole un triunfo, y otros creen que el gobierno evaluó que es más barato, y no comprometía un gasto que puede volverse recurrente. 

Este es el Santiago desigual que enfrenta el Covid-19 y la cuarentena

Según el último boletín estadístico del INE del 30 de abril de 2020, la tasa de desocupación en la Región Metropolitana en el último trimestre (enero-marzo de este año) se situó en 8,7%, y los desocupados crecieron en un 20,3% en un lapso de doce meses. A su vez, el mismo documento indica que la tasa de ocupación informal fue de un 27,2% (3,1% más que en el mismo intervalo en el año anterior) en este período post estallido social y recibiendo las primeras consecuencias económicas de la pandemia. 

A la situación que se vive el Gran Santiago hay que considerar lo evidenciado en la VIII Encuesta de Presupuestos Familiares del INE de junio de 2018 -de la cual más de la mitad de los hogares encuestados corresponde a la Región Metropolitana- donde se indica que la mayor parte de los gastos de los ciudadanos se concentran en alimentos y bebidas no alcohólicas (18,7%), transporte (15,2%) y vivienda y gastos en servicios básicos (14,3%), precisamente los insumos más elementales que ante el desempleo y las restricciones laborales producto de la cuarentena muchos habitantes denuncian no poder satisfacer.

A este elemento se le pueden sumar las diferencias presupuestales de cada comuna para enfrentar la crisis sanitaria. Según información entregada por el Observatorio del Gasto Fiscal en Chile en septiembre del año pasado, referente al presupuesto de los municipios de la Región Metropolitana en 2019, y la cantidad de habitantes que tiene cada comuna, el dinero per cápita entre el municipio con más recursos y el con menos alcanza una diferencia de 7,9 veces. Por ejemplo: si en Cerro Navia se estimó que durante este año se iba a contar con $ 143.328 por persona, en Vitacura esa cifra llegó a $ 1.136.044. Esto, sin considerar los ingresos obtenidos para los servicios municipales de salud y educación.

Así, las comunas que concentran mayores ingresos por persona son Vitacura, Las Condes, Alhué y Providencia, mientras que las que tienen menores cifras son Padre Hurtado, Puente Alto, Pedro Aguirre Cerda y Cerro Navia.

Como antecedente, El Bosque -donde comenzó la violencia este lunes- también está en los últimos lugares de ingresos con $ 160.902, sólo 17 mil pesos por sobre la más pobre que es Cerro Navia con $ 143.328.

Un día de furia e incógnitas

En la cadena nacional que el presidente Piñera realizó la noche del domingo 17 de mayo, anunció que se entregaría 2,5 millones de cajas con mercadería para las familias más vulnerables del país. Sin embargo, este lunes 18, amaneció sin que el gobierno precisara quienes recibirían dicha ayuda, ni el método en que se aplicaría ni los proveedores de los alimentos que comprará el gobierno. Fue tal la confusión, que personas repletaron las municipalidad de Valparaíso, preguntando por el acceso a la canasta de alimentación, sin que los alcaldes manejaran dicha información.

“Me enteré a través de la cadena nacional, no tenía información de que el anuncio iba a considerar estos dos millones y medio de cajas de mercadería, que ciertamente son bienvenidas por todos los ciudadanos que están pasándolo mal”, afirmó a El Mostrador vicepresidente de la Asociación Chilena de Municipalidades (AChM) y también alcalde de Huechuraba, Carlos Cuadrado (PPD).

Durante la mañana, se afirmó que sería el Ministerio de Desarrollo Social el encargado del reparto de estas cajas, sin embargo, luego el gobierno aclaró que estaría a cargo del Ministerio del Interior, específicamente, del ex subsecretario y ahora asesor, Rodrigo Ubilla. 

A mediodía, el presidente hizo una conferencia de prensa desde La Moneda, donde hizo público que efectivos militares serían parte de la distribución de las cajas de alimentos, que se distribuirán directamente a los hogares de las personas, desde el viernes próximo. La caja equivale  a una compra de 35.000 pesos e incluye legumbres, cereales, atún, arroz, jurel, entre otros alimentos no perecibles. Aún no se conocen los proveedores de estos productos y en el portal de Mercado Público aún no aparecen órdenes de compra relacionadas con la caja de alimentos.

Minutos después, alrededor de las 13.00 hrs. comenzaron las manifestaciones en la comuna de El Bosque, en el sector de Nueva Imperial, que tuvieron una inmediata respuesta de fuerzas especiales de carabineros. Los nuevos carros lanza agua tuvieron su estreno de funcionamiento en el lugar, zona residencial, al igual que decenas de lacrimógenas que afectaron a manifestantes y vecinos. Las manifestaciones terminaron con 8 detenidos.

A las siete de la tarde se comenzaron a escuchar los primeros cacerolazos en diferentes comunas de la capital, que se intensificaron a las nueve de la noche.  Santiago centro, Ñuñoa, La Granja, Maipú, Peñalolén, entre otras zonas de Santiago, no solo presentaron cacerolazos, sino barricadas y, en algunos casos, enfrentamientos entre manifestantes y carabineros. 

Durante la noche, el alcalde de La Florida, Rodolfo Carter (independiente electo por Chile Vamos), y de Las Condes, Joaquín Lavín (UDI), donaron a la comuna de El Bosque 500 cajas con alimentos y 100 cilindros de gas, sin la presencia del Ejecutivo durante la donación. En la noche, Sadi Melo (PS), alcalde de El Bosque, señaló que era “un buen anuncio, dos millones y medio de cajas, pero todavía no sabemos cuando van a concretarse”.

Ya que estás aquí, te queremos invitar a ser parte de Interferencia. Suscríbete. Gracias a lectores como tú, financiamos un periodismo libre e independiente. Te quedan artículos gratuitos este mes.

Comentarios

Comentarios

Ostentación de prosa, tinta y papel para "pintar" una crisis nacional fuera de control. Eruditos; les aseguro que no les sirven sus estadísticas para la objetividad que todo un país necesita. Entiendo que este medio es otra fachada obstruccionista, avara e implacablemente insensible a la verdad. Ahora se requiere neutralizar la violencia, respetar y fomentar la Paz. Cooperar con autoridades e instituciones que TRABAJAN para todos . Soy parte de los que carecemos de ingreso y puedo asegurarle que quien usa BIEN SU CEREBRO no pasará hanbre; pero el cayó en vacio intelectual por abrazar ideologías DESTRUCTIVAS, nunca, JAMÁS estará satisfecho y seguro sucumbira amanos de su propia falacia. Los medios tienen que educar. Es urgente hoy. Háganlo para que no se hagan "culpables de muerte" a causa de la omisión y el enfoque sezgado y parcial.

Señores, saludos , esto no es política, solo quiero opinar que todas esas webadas de sistemas para tirar químicos no sirven , solo es un negocio, es cosa de ver que aumentan los contagiados, yo les puedo decir que esto es una copia de mi proyecto y lo hicieron muy mal , ahora todos usan , instalan y tiran infinidades de inventos de químicos sin haber hecho un estudio Real de su comportamiento, basta de chantas vendiendo supuestas soluciones, yo tengo otras propuestas que aportaran a que poco a poco esto se estabilice y así podemos ir volviendo a los trabajos , mi comentario no es político es solo para la salud y vivir , por eso lucho , soy ingeniero inventor por vocación

Gracias por su informaciin mas realista

Añadir nuevo comentario