Estamos donde tú estás. Síguenos en:

Facebook Youtube Twitter Spotify Instagram

Acceso suscriptores

Jueves, 28 de mayo de 2020
US $ 4 millones más

Telefónica gana postergada licitación del Servel pese a tener oferta más cara

Joaquín Riffo Burdiles

La firma española se terminó imponiendo a la alianza de Smartmatic con Claro y Entel en un cuestionado ítem de experiencia previa que solo tiene Telefónica en el país, pese a que el proceso ya había sido frenado por el mismo sesgo en agosto de este año. La licitación no incluye servicios para el plebiscito constituyente, al tratarse de un proceso extraordinario. 

El 13 de agosto de 2019, INTERFERENCIA publicó un artículo sobre cómo el Servicio Electoral (Servel) revocó un concurso público que había abierto en julio para crear una red de transmisión de datos del ciclo electoral 2020 y 2021. Esta licitación no considera el plebiscito constituyente de abril -para el que 367 mil personas ya cambiaron su domicilio electoral- al tratarse este de un proceso extraordinario. 

En agosto se determinó que la partida -que consideraba un monto de 5.000 UTM- fuese dada de baja por el propio Servel debido a una serie de reclamos durante los 40 días que estuvo abierto el concurso. Una de las principales quejas era que las condiciones propuestas por el organismo electoral daban una evidente ventaja a la empresa Telefónica Chile para adjudicarse el concurso.

En ese momento, este medio recogió algunos de los nueve comentarios disponibles en el portal de reclamos de Mercado Público donde distintos usuarios expresaban suspicacias en torno a los requerimientos de la licitación, principalmente respecto del ítem que evaluaba la experiencia solicitada, acusando que solamente un proveedor -la misma Telefónica- había prestado sus servicios al Servel con anterioridad. 

El organismo retrucó: “no se excluye bajo circunstancia alguna la posibilidad de adjudicar cualquiera de las ofertas presentadas en base a los criterios y subcriterios definidos en las bases, por lo tanto, el adjudicado dependerá́ de la robustez de la oferta presentada y la puntuación que obtenga de la sumatoria de todos los criterios de evaluación en su conjunto”. En suma, lo que dijo el Servel fue que los competidores debían compensar con otros ítems el cual Telefónica tenía ventaja. 

Con todo, el concurso fue suspendido y republicado el 27 de agosto, determinando la fecha de adjudicación para el 20 de diciembre.

Ese día, Telefónica Chile terminó igualmente obteniendo la licitación por un monto cercano a los US$ 31 millones, imponiéndose a la oferta del único competidor vigente; la firma Smartmatic, la que iba acompañada de Entel y Claro. 

Tras empatar en los ítems requerimientos técnicos, diseño de solución / plan de contingencias y cumplimiento de requisitos formales de presentación de ofertas, la balanza se inclinó para Telefónica en el aspecto experiencia del oferente y equipo de trabajo, donde la compañía vencedora obtuvo un puntaje de 91,25 versus el 53,75 de Smartmatic (ver documentación adjunta).

El concurso fue adjudicado pese a que Smartmatic superaba a Telefónica en el considerado de oferta económica, donde el conglomerado perdedor obtuvo la máxima calificación; 100.0, versus el 84,29 de la filial del grupo español. Esta diferencia se expresa en que la licitación implicó 4 millones de dólares más para el erario público.

El estrecho resultado se decidió en las ponderaciones, en las cuales los requerimientos de experiencia valían un 25% por sobre los de oferta económica, que valían un 20%. 

Fuentes cercanas a Smartmatic comentaron a INTERFERENCIA que el proceso de licitación les pareció “muy sesgado para Telefónica. Le deben haber metido mucha presión al Servel. Fue todo muy discrecional”. 

En esa línea, las mismas fuentes agregaron que “no se entiende que se objete la experiencia de Smartmatic”. Según estas fuentes, se trata de una empresa con experiencia mundial y trayectoria probada en elecciones en Estados Unidos, Italia, Dinamarca, Estonia, Noruega, Bulgaria, además de países africanos y que “viene de llevar a cabo un proceso eleccionario en Argentina que resultó un éxito, con trabajadores que cuentan con más de 10 años de experiencia”.

Desde dentro de Smartmatic se afirmó que se van a hacer reclamaciones por la vía administrativa y ante el Tribunal de Libre Competencia, con el propósito de revertir esta decisión.

INTERFERENCIA se contactó con Telefónica Chile S.A. para conocer sus impresiones sobre el proceso, pero la empresa declinó hacer declaraciones al respecto.

Adjuntos: 
AdjuntoTamaño
Icono PDF re_1616_1.pdf1.04 MB

Ya que estás aquí, te queremos invitar a ser parte de Interferencia. Suscríbete. Gracias a lectores como tú, financiamos un periodismo libre e independiente. Te quedan artículos gratuitos este mes.

Comentarios

Comentarios

Añadir nuevo comentario