Estamos donde tú estás. Síguenos en:

Facebook Youtube Twitter Spotify Instagram

Acceso suscriptores

Jueves, 3 de diciembre de 2020

Evidentemente, si el confinamiento es antiepidemiológico, es un mero experimento de control social. Confinar a gente sana es una idea del desquiciado Ferguson, del Imperial College y antes del niño asesino Bush, después del 11 Sept atentado., Sobretodo en Chile es un genocidio dado la estrechéz habitacional de los más pobres que son justamente los que tienen más mala salud para enfrentar el supuesto nuevo virus. Lo cierto es que ésta Plandemia buscó con el confinamiento precísamente provocar contagio y mortalidad para justificar toda esta puesta en escena, donde unos psicópatas expertos pugnaron por confinar a toda costa siendo los tontitos útiles de quienes quieren lucrar con vacunas remedios préstamos y todos los negociados del MODO PLANDEMIA, desde la venta de PCR a sanitizaciones payasescas y tantos otros negociados de los alcaldes mientras destruyen el trabajo de la gente y afectan mediante una dictadura sanitaria nuestros derechos individuales libertad ambulatoria esencial, siendo el confinamiento un arresto domiciliario. Por eso cuando encontremos a estos expertos y a los periodistas terroristas de la tele deberíamos darles una gran paliza a la espera de algún día quitarles lo que han profitado de toda esta chimuchina que ha llevado a la muerte por efecto nocevo a los más débiles y vulnerables que no han contado con la protección de una inmunidad colectiva que debilitara cuanto más el virus, impidiéndola para continuar este show otro tiempo más y la farmafia y sus lacayos tenga compradas sus vacunas y los bancos sus préstamos. No cabe duda que el confinamiento más encima eterno esconde muchas cosas como las señaladas, pero sobretodo es un primer paso para que la dictadura sanitaria, esa misma de las farmacias coludidas que se toman las ciudades nos venga con otras puestas en escena venideras contando con la propaganda terrorista de los periodistas de la tele.

Ya que estás aquí, te queremos invitar a ser parte de Interferencia. Suscríbete. Gracias a lectores como tú, financiamos un periodismo libre e independiente. Te quedan artículos gratuitos este mes.

Comentarios