Estamos donde tú estás. Síguenos en:

Facebook Youtube Twitter Spotify Instagram

Acceso suscriptores

Jueves, 23 de Septiembre de 2021
También se acusa a jefe de gabinete, Juan Ríos

Exclusivo: Piden sumario sanitario contra ministro Paris por participar de cumpleaños con 30 personas en el Minsal cuando aforo máximo era 5

Diego Ortiz
Andrés Almeida

Un funcionario denuncia la celebración de la fiesta el 28 de mayo pasado, cuando se estaba en Fase 2. Paris respondió a este medio que el asunto lo debe atender la subsecretaria Paula Daza, quien recibió la denuncia hace casi un mes. No está claro si inició un sumario o no.

El martes 15 de junio la oficina de partes del Ministerio de Salud (Minsal) recibió una denuncia dirigida a la subsecretaria de Salud Pública, Paula Daza. En ésta, un funcionario de esa repartición le solicita a la autoridad iniciar un sumario sanitario en contra del propio ministro Enrique Paris y su jefe de gabinete, Juan Ríos, por contravenir las normas sanitarias de la pandemia.

“El día 28 de mayo, aproximadamente a las 10:30 horas y a sabiendas de las prohibiciones que existen, se realizó una ‘fiesta de cumpleaños’ con un aforo de más de treinta personas”, se afirma en el escrito. La persona denunciante fue testigo de esa celebración y asegura que en ésta participaron el ministro Paris y Ríos.

Según el documento, al que ha tenido acceso INTERFERENCIA, la fiesta tuvo lugar en dependencias del Departamento de Comunicaciones del Minsal, donde -de acuerdo con el funcionario denunciante- existen cámaras de seguridad que registraron los hechos. Ese viernes 28 de mayo Santiago se encontraba en Fase 2, la que permite un aforo máximo de cinco personas en recintos cerrados; registrándose 119 fallecidos, 8.680 casos nuevos en el país y un 13% de positividad en la Región Metropolitana.  

Al ser consultado vía whatsapp respecto de la denuncia presentada hace tres semanas, Paris aseguró que “si existe hay que investigar y responder, no veo inconvenientes”.

Sobre la denuncia, el titular de Salud aseguró que “si existe hay que investigar y responder. No veo inconvenientes”. El ministro no volvió a responder luego de que se insistiera en preguntar sobre su asistencia a la celebración.

Sin embargo, el ministro no respondió si efectivamente había asistido a esa fiesta de cumpleaños con 30 personas en dependencias del Ministerio y sólo se refirió a la denuncia. “Si la denuncia la recibió la doctora Daza, me imagino que ella está informada”, indicó el ministro a INTERFERENCIA.

Paula Daza también fue contactada ayer por este periódico, a quien se le preguntó si es que instruyó o no el sumario sanitario correspondiente después de recibir la denuncia. La subsecretaria declinó responder, derivando las inquietudes periodísticas a subalternos, quienes -a su vez- no respondieron la consulta.

El martes 6 de julio, esta redacción contactó al Minsal para indagar sobre la acusación. Específicamente se consultó si se dio orden de iniciar un sumario sanitario en contra del ministro por los hechos relatados. Los funcionarios de comunicaciones indicaron que no se referirían al tema.

¿Se instruyó un sumario?

De momento no está claro si Daza efectivamente inició un sumario o no. De todos modos, funcionarios de ese ministerio aseguran que un eventual sumario debería incluir la revisión de las cámaras del segundo piso de las dependencias del Minsal en calle Mac Iver, pues una de ellas da al pasillo que conduce a la puerta del departamento de comunicaciones donde se hizo la fiesta de cumpleaños.

Para Marcia Lara, funcionaria de la Secretaría Regional Ministerial de Salud (Seremi) de la Región Metropolitana, y dirigente de AFUSEREMI y ANEF, cuando llega una denuncia la subsecretaria está obligada a indagar. “Toda denuncia debe ser resuelta, por lo que tiene que tomarla la subsecretaria y fiscalizarse”, afirma.

Respecto de las justificaciones para un sumario sanitario en contra del titular de Salud y su jefe de gabinete, el denunciante cita lo establecido por la Seremi de Salud, Paula Labra, quien determinó como infracción a la ley cuando “se incumple con el aforo, tanto para espacios públicos como privados”, pudiendo cursarse un sumario sanitario y una multa que llega hasta las 1.000 UTM, unos 50 millones de pesos.

En el Código Penal también se ordena que “el que pusiere en peligro la salud pública por infracción de las reglas higiénicas o de salubridad, debidamente publicadas por la autoridad, en tiempo de catástrofe, epidemia o contagio, será penado con presidio menor en su grado mínimo a medio o multa de seis a doscientas unidades tributarias mensuales”.

El hecho de que esta denuncia llegara a este medio, sumado a la incertidumbre de si se han seguido los pasos regulares para instruir un sumario, ha generado alarmas en el gobierno. Según supo INTERFERENCIA, el caso habría escalado hasta La Moneda.

Ya que estás aquí, te queremos invitar a ser parte de Interferencia. Suscríbete. Gracias a lectores como tú, financiamos un periodismo libre e independiente. Te quedan artículos gratuitos este mes.

Comentarios

Comentarios

Que vergüenza, la máxima autoridad sanitaria no respeta las normas que el MInsal define, sin comentarios....

No es sorprendente que los funcionarios de comunicaciones indiquen que no se referirían al tema, si la celebración los involucra directamente. Vergonzoso (pero vergüenza ajena) lo rasca de esta administración, en todas sus dimensiones.

Impresentable nada mas...

Agradecer la valentía del funcionario

Vergonzoso es lo menos que se puede decir, pero los privilegiados aun no entienden la relacion de estos, con las causas del estallido social, como el encubrir al Señor de la Clínica Las Condes.... vergüenza y mas vergüenza.

Añadir nuevo comentario