Estamos donde tú estás. Síguenos en:

Facebook Youtube Twitter Spotify Instagram

Acceso suscriptores

Jueves, 15 de abril de 2021

Sergio Ainzúa Alucema ACUMULANDO MUERTOS Matar al mensajero fue la no sutil intención del doctor Paris, quien oficia, no se sabe si mucho tiempo más, de Ministro de Salud" al descalificar al New York Times y al Washington Post como partes de un complot para cuestionar la gestión sanitaria de Gobierno y justo cuando este se revolcaba en el delirio existista del apropiado proceso de la vacunación. En una columna del diario recien mencionado, se lee: “Con estas cifras (las de nuestra actual crisis sanitaria,con más de 8 mil contagios diarios y avanzando a cero camas críticas) el gobierno deja más claro cuál será su legado: haber mantenido al país en una permanente crisis política, social y ahora sanitaria, acumulando muertos por los que, más temprano que tarde, tendrá que rendir cuentas y aceptar su rotundo fracaso”. Eso tiene que haber herido al Ministro,siempre tan agradecido y mesurado, al punto de hacerle perder toda compostura; situación anímica de la cual aún no se recupera y menos, mucho menos, si siente la cercanía y hasta la respiración del anterior Ministro, Jaime Mañalic quien, ya se sabe, se ha convertido en consejero de cabecera de Piñera quien, a fin de cuentas,toma las decisiones. Ahora resulta que lo de ambos diarios estadounidenses no se trataba de un complot ni de una alianza o cofradía de última hora para perjudicar la gestión del Gobierno. Y como la verdad se niega a morir, hoy el juicio internacional también cuestiona y deja ver múltiples señales de incuestionable preocupación en torno a cómo se manejan las cosas en este ámbito en Chile. Piñera, por fin, logró convertirse en un ejemplo internacional. Un ejemplo de lo que no hay que hacer.

Ya que estás aquí, te queremos invitar a ser parte de Interferencia. Suscríbete. Gracias a lectores como tú, financiamos un periodismo libre e independiente. Te quedan artículos gratuitos este mes.

Comentarios