Estamos donde tú estás. Síguenos en:

Facebook Youtube Twitter Spotify Instagram

Acceso suscriptores

Miércoles, 20 de Octubre de 2021
17 de septiembre

La mano del piñerismo detrás de la derechización del Te Deum evangélico y los réditos que espera Republicanos

Joaquín Riffo Burdiles

tedeumpinera.jpg

Sebastián Piñera en el Te Deum celebrado el año pasado.
Sebastián Piñera en el Te Deum celebrado el año pasado.

Este año la organización del evento excluyó a dos organizaciones evangélicas históricas del evento político-religioso más grande que junta a las autoridades civiles con las de esos credos. Esto, con el fin de privilegiar al sector más afín con el gobierno de Sebastián Piñera, su candidato Sebastián Sichel, y al partido de José Antonio Kast.

El Culto de Acción de Gracias por la Patria o Te Deum Evangélico, una ceremonia que ha formado parte del programa oficial de conmemoración de las Festividades Patrias, este año no será expresión del conjunto de las Iglesias protestantes y evangélicas.

Este año, la ceremonia religiosa se desarrollará este viernes 17 de septiembre, a las 18:00 horas, en la Iglesia Centro Cristiano Internacional (CCI) del Pastor Billy Bunster Fuster, cuyo templo se encuentra en Carlos Fernández Concha 260, comuna de San Joaquín, en un terreno de unos 7.000 m2 que, según El Mercurio del 16 de noviembre de 2016, fue adquirido a la empresa transnacional alemana Bayer en 7,7 millones de dólares.

El culto está organizado por una entidad llamada Plataforma Evangélica Nacional (Plena) y en esta oportunidad excluyó a las principales organizaciones pastorales, como son el Consejo Nacional de Obispos y Pastores de Chile -presidida por el obispo Jorge Méndez- y la Mesa Ampliada de Entidades Evangélicas -bajo la presidencia del obispo Emiliano Soto-, así como a consejos regionales de ciudades importantes en Chile y diferentes otras denominaciones evangélicas, las que no habrían sido integradas por no haber sido proclives al gobierno actual, según acusan varias fuentes al interior de estas agrupaciones.

Plena tiene su origen en una coordinación previa, que se llamaba Plataforma Evangélica de Servicio, pero que era integrada por el conjunto de las principales entidades protestantes y evangélicas. Sin embargo, esta nueva entidad quedó circunscrita a unidades eclesiásticas identificadas con la derecha, principalmente Renovación Nacional, el Partido Republicano y el Partido Conservador Cristiano.

El culto está organizado por una entidad llamada Plataforma Evangélica Nacional (Plena) y en esta oportunidad excluyó a las principales organizaciones pastorales, como son el Consejo Nacional de Obispos y Pastores de Chile y la Mesa Ampliada de Entidades Evangélicas.

El Comité Ejecutivo de Plena está integrado por el obispo José Rivas, quien es moderador -es decir, el cargo principal-, el obispo Héctor Cancino y el pastor Julio Menéndez, como vicemoderadores; el pastor José Luis Urel, como secretario; y el obispo Roberto López, como tesorero. Este último fue acusado en abril del 2011 de haber sido agente de la CNI, lo que él desmintió para señalar que solamente integró durante la dictadura el Servicio de Inteligencia de la Armada.

Esta plataforma evangélica llamó la atención públicamente hace poco tiempo atrás. luego de enviar una carta pública a la presidenta de la Convención Constitucional, Elisa Loncón, protestando por la exclusión de una “bandera evangélica” en el ex Congreso Nacional durante un acto que conmemoraba el mes de trabajo de la Convención, iniciativa que fue empujada por el convencional evangélico Luciano Silva (Independiente RN).

En la oportunidad, sostuvieron –sin mayor evidencia– que agrupan a más de un millón de evangélicos. También aseveraron, según nota de Ex–Ante, que la carta fue firmada por “más de mil firmas de pastores y obispos del mundo evangélico”, aunque el documento aparecía firmado solo por 85 personas, entre ellos el actual capellán evangélico de La Moneda, Daniel Anabalón, y Alfred Cooper, que ocupó el mismo cargo en el primer gobierno de Sebastián Piñera.

Piñerismo evangélico

Daniel Anabalón es pastor diácono de la Misión Pentecostal Apostólica. Su hermano David es el obispo y presidente de la misma entidad eclesiástica. Ambos son hijos del fallecido obispo Francisco Anabalón Duarte, también titular de la Misión Pentecostal Apostólica, quien es recordado por sus alabanzas a Augusto Pinochet en los Te Deum realizados durante la dictadura cívico–militar en la catedral evangélica de Estación Central.

Alfred Cooper, por su parte, es obispo auxiliar en la Diócesis de la Iglesia Anglicana de Chile y ocupa el cargo de Embajador de las Iglesias Evangélicas ante La Moneda.

En tanto, al momento de ser electo convencional en abril de 2021, Luciano Silva era funcionario de la Oficina Nacional de Asuntos Religiosos (Onar) del Ministerio Secretaría General de la Presidencia.

Con estas redes de influencia, dicen fuentes evangélicas disidentes, Plena logró hacerse cargo del Te Deum, especialmente operando desde la Onar, y articulándose con el Ministerio Secretario General de la Presidencia, que dirige Juan José Ossa (RN).

Dicen fuentes evangélicas disidentes, Plena logró hacerse cargo del Te Deum, especialmente operando desde la Onar, y articulándose con el Ministerio Secretario General de la Presidencia, que dirige Juan José Ossa (RN).

El director de Onar es Jeremías Medina, uno de los cuadros históricos que RN destinó a penetrar el mundo evangélico. Ha integrado los comandos de campaña de Piñera en las dos oportunidades en que llegó a La Moneda. Es administrador público, con un diplomado en Estudios Teológicos y un magister en liderazgo y gobierno de Dallas Baptist University de Texas, Estados Unidos. Medina tiene su origen religioso en la Iglesia Metodista Pentecostal y luego se incorporó a la Iglesia Anglicana. Ha pertenecido a entidades internacionales de la derecha evangélica, como el Center for Christian Statesmanship, con sede en Washington DC.

Además, durante el primer gobierno de Piñera, Medina fue coordinador de Onar. En el año 2017, de regreso de los Estados Unidos, se incorporó al comando de Piñera para conducir la relación con las entidades religiosas. Al año siguiente, se incorporó nuevamente a la Secretaría General de la Presidencia, como asesor en la División de Relaciones Políticas y en octubre de 2020 fue finalmente designado a cargo de la Onar.

Te Deum electoral

Según fuentes enteradas de la trastienda del Te Deum, la intención del gobierno y la Onar es realizar un evento al servicio de la candidatura de Sebastián Sichel, pero la Plataforma Evangélica Nacional también será una importante vitrina para candidatos al Congreso por el Partido Republicano de José Antonio Kast, quienes forman parte de la organización de esta ceremonia religiosa.

De esta forma aparecen distintos nombres de candidatos y operadores de ultra derecha y -a la vez- dirigentes evangélicos, destinados a figurar en el Te Deum, como el del coordinador del acto, el obispo Fidel Arenas Pizarro, presidente de la Fraternidad de Pastores de Arica y secretario nacional de la Coordinadora de Unidades Pastorales, quien es candidato a diputado, como independiente en cupo del Partido Republicano, por el Distrito N° 1 (Arica).

Además, entre los operadores políticos vinculados a Plena se encuentran, entre otros, el pastor Ronald Brandt Silva, presidente del Consejo de Pastores de la Región de Coquimbo, quien fue candidato a constituyente como independiente UDI en el Distrito 5 (La Serena) y que ahora postula diputado como independiente en cupo del Partido Republicano; el pastor Jairo Quinteros Rodríguez, presidente de la Iglesia La Viña de Puerto Montt, que fue candidato a constituyente como independiente en un cupo del Partido Republicano por el Distrito 26 (Puerto Montt). y que hoy Inscribió una candidatura a diputado, también por la colectividad de Kast, que fue rechazada por el Servicio Electoral.

Según fuentes enteradas de la trastienda del Te Deum, la intención del gobierno y la Onar es realizar un evento al servicio de la candidatura de Sebastián Sichel, pero la Plataforma Evangélica Nacional también será una importante vitrina para candidatos al Congreso por el Partido Republicano de José Antonio Kast, quienes forman parte de la organización de esta ceremonia religiosa.

También se cuenta al pastor David Zambrano Garay, presidente de la Mesa de Unidad Cristiana de Puerto Montt. quien Inscribió una candidatura a diputado por el Distrito 26 (Puerto Montt), como independiente en cupo del Partido Republicano, pero que fue rechazada por el Servicio Electoral; y el pastor David Paillán Coney, presidente del Partido Conservador Cristiano en Magallanes, que había anunciado la intención de presentar una candidatura a diputado por la zona en el pacto Frente Social Cristiano, formado por la colectividad y el Partido Republicano. Su candidatura también fue rechazada por el Servicio Electoral.

Reacciones desde el mundo evangélico

INTERFERENCIA contactó al obispo Jorge Méndez, quien preside el Consejo Nacional de Obispos y Pastores de Chile, una de las organizaciones históricas que fue excluida del evento durante este año. 

A juicio de Méndez, su exclusión, así como la de otros actores, tiene que ver con que “ellos [la organización] están más interesados en la política que en otra cosa. En esta oportunidad están llevando cinco candidatos a diputados. Cuando sacamos la ley 19.638 nosotros nos comprometimos a nunca estar metidos en la política. Es decir, nosotros podemos apoyar algunos candidatos que han sido correctos, que han cumplido lo que han prometido cuando ocuparon algún cargo y ahí nos daríamos cuenta de qué persona estaríamos apoyando, pero que estuviese en la mente del pueblo evangélico el llevar a un candidato a la presidencia o a la cámara de diputados, nunca. Yo me refiero a los patriarcas de la iglesia, a la gente antigua”.

En esa línea, el obispo argumentó que el Te Deum “van a ser casi 50 años que lo hemos estado realizando y formamos, junto a Emiliano Soto, la Plataforma Evangélica. Nosotros en el Consejo de Obispos somos la entidad más antigua y la más numerosa, y a la vez somos los gestores de la ley 19.638. Pero los nuevos miembros, muchos de ellos que ni siquiera tienen iglesia, empezaron a hacer problemas”. 

Méndez dijo que “el año antepasado, yo llevé el Te Deum evangélico donde Billy Bunster. Siempre lo habíamos hecho en la Catedral de Jotabeche, pero por los escándalos del último tiempo decidimos sacarlo de ahí por un par de años. Y fue ahí que lo llevamos a San Joaquín, tal como lo llevamos a la Iglesia de la Alianza el año pasado. Y ahora ellos nos llevaron afuera a nosotros y lo volvieron a realizar donde Billy Bunster. Estoy muy preocupado por eso”.

Consultado ante la representatividad para la comunidad evangélica en Chile que tendrá el evento durante este año, Méndez cree que “siendo generoso, creo que el 10% de la comunidad se ve representada en este evento. Ellos se arrogan de que allá está la gran mayoría y es una mentira. Nosotros hemos estado en silencio porque no queremos que se provoque un escándalo para la iglesia, pero creo que a ellos en esta oportunidad se les pasó la mano. Nosotros hicimos todas las gestiones para organizarlo pero alguien metió mano ahí, porque invitamos al presidente al Te Deum evangélico mucho antes que la Plataforma, pero no hubo respuesta para nosotros”.  

Ya que estás aquí, te queremos invitar a ser parte de Interferencia. Suscríbete. Gracias a lectores como tú, financiamos un periodismo libre e independiente. Te quedan artículos gratuitos este mes.

Comentarios

Comentarios

UN REINO DIVIDIDO EN CONTRA SI MISMO!!! JESUS.

Creo que el te deum de este año representa a muchos cristianos, no así la última vez recuerdo que cuando estuvo ba chelet en la Jorabeche hubieron incidentes muy bochornosos a la salida de ese te deum que quedaron en la retina y lo que marcó y terminó con la reputación de Jotabeche fue lo acontecido con el pastor Durán muy lamentable que se haya utilizado dineros de los miembros de la congregación también hay un hijo de éste pastor que es parte del gobierno lo que se contó por TV fue muy chocante con la utilización de los dineros donde lo invirtió en patrimonio personal, ese actuar se rechaza completamente por parte de los miembros de la cristiandad, y por supuesto la bandera cristiana al ser rechazada por algunos de los constituyentes es un rechazo a los cristianos los que somos parte de Chile.

El poder y la ignorancia son férreos aliados...es impresionante como el oscurantismo campea todavía en plena era tecnológica...el poder se allega a la ceguera confesional por qué solo allí es capaz de encontrar sombis que custodien sus intereses, sin preguntas incómodas, sin cuestionamientos éticos. Ojalá esta vez no les alcance.

Añadir nuevo comentario