Estamos donde tú estás. Síguenos en:

Facebook Youtube Twitter Spotify Instagram

Acceso suscriptores

Jueves, 4 de junio de 2020
Discurso anti-islam y antimigrantes

Negocio del odio: páginas de Facebook de extrema derecha lucran con noticias falsas

Lissette Fossa

El medio británico The Guardian develó cómo una red de páginas de Facebook, ligadas a sitios web, publican y difunden noticias falsas, con fuertes tintes racistas y antimulsumanes. Las web lucran con la venta de publicidad en sus plataformas. Los administradores de estas cuentas funcionan desde Israel, pero estas páginas han influido en discursos de odio en diversos países, como Estados Unidos, Canadá y Australia.

Una investigación del diario británico The Guardian, publicada este jueves 5 de diciembre, evidenció cómo de manera coordinada 21 páginas de Facebook de extrema derecha de países como Canadá, Estados Unidos, Australia, Austria, Nigeria y Gran Bretaña actuaban de manera coordinada para publicar noticias falsas, con foco racista y anti-musulmán, generando ingresos para el administrador o administradores de estas páginas, que trabajaba en ellas desde Israel.

Desde Israel, el administrador de estas páginas contactaba a los administradores que habían creado fan page de extrema derecha en sus respectivos países, y les ofrecía proporcionarle noticias, que linkeaban a distintas páginas, pero todas con la misma información, generalmente noticias falsas. Sitios web que, al conseguir tantas visitas, estaban repletas de publicidad. 

La investigación del equipo de The Guardian identificó 21 fan page, que publicaban coordinadamente más de mil publicaciones por semana, aunque no descarta la existencia de más sitios. Estas páginas suman cerca de un millón de visitas, quienes comentan y viralizan estas noticias. Algunas de estas páginas son Pissed off Deplorables, una autodenominada "página pro-América" con contenido pro-Trump y anti-Islam; Making America 1st, también pro-Trump; y  Never Again Canada, que tiene 232,000 seguidores y comparte regularmente contenido de la Liga de Defensa Judía, un grupo catalogado como terrorista por el FBI.

Las publicaciones avivaron el odio al Islam e influyeron en la política en Australia, Canadá, el Reino Unido y los Estados Unidos al amplificar ideas de partidos de extrema derecha como One Nation, de Australia, y vilipendiar a políticos musulmanes como el alcalde de Londres, Sadiq Khan, y la congresista estadounidense Ilhan Omar.

La red también ha atacado a políticos de izquierda en momentos críticos de campañas electorales nacionales. Publicó historias falsas afirmando que el líder laborista del Reino Unido, Jeremy Corbyn, dijo que los judíos eran "la fuente del terrorismo global" y acusó al primer ministro canadiense, Justin Trudeau, de permitir que "ISIS invada Canadá".

Esta red coordinada por Facebook comenzó a operara en 2016, lo que demuestra que las medidas tomadas por la firma de Zuckeberg tras el escándalo de Cambrige Analytics aún no son eficientes ante estas web que fomentan el odio y la desinformación, mientras generan ganancias, con titulares y fotos que tientan a hacer click. Cuando The Guardian notificó a Facebook su investigación, la compañía eliminó varias páginas y cuentas "que parecían estar motivadas financieramente", dijo un portavoz en un comunicado.

"No permitimos que las personas se falsifiquen en Facebook y hemos actualizado nuestra política de comportamiento no auténtico para mejorar aún más nuestra capacidad de contrarrestar nuevas tácticas", añadió la empresa.

The Guardian realizó un análisis para confirmar el grado de coordinación a través de la red, verificando que las publicaciones eran idénticas en contenido y similares en tiempo de publicación en diferentes páginas. La red publicó 5.695 publicaciones coordinadas en octubre de 2019, recibiendo 846.424 “me gusta”, reacciones o comentarios solo en ese mes. En total, la red ha publicado al menos 165.000 publicaciones y atraído 14.3 millones de reacciones.

Una de las afectadas fue la primera mujer senadora musulmana de Australia, Mehreen Faruqi. En agosto del año pasado, 10 de estas  páginas publicaron noticias coordinadas contra ella. Las publicaciones provocaron lo que Faruqi describió como un "horrible frenesí de racismo, noticias falsas y odio", con comentarios tales como "ponte tu burka y cállate la boca", entre otros insultos.

Faruqi dijo que la red representaba un "nuevo nivel de organización y coordinación de extrema derecha", y atribuye la culpa directamente a Facebook.

A medida que la red creció, también lo hizo su capacidad de influir en el pensamiento de los votantes. En las elecciones de Australia de mayo de este año, la red de facebook de extrema derecha proporcionaba información de candidatos de derecha, incluido el movimiento One Nation, con 401 publicaciones sobre ellos antes de las elecciones.

Una historia similar ocurrió en Canadá. En el período previo a las elecciones de octubre, la red publicó 80 publicaciones coordinadas críticas de Trudeau.

Ariel1238a es el apodo digital de uno de los supuestos administradores. The Guardian pudo ubicarlo en las afueras de Tel Aviv, con su nombre real, Ariel Elkaras. El perfil de este usuario en diversos foros no es político ni anti-mulsulmán, sino más bien un comerciante que buscaba ganas con sitios de citas y publicidad en sus publicaciones a través de redes sociales. No es un experto web ni informático, sino un vendedor de joyas de 30 años, quien negó toda vinculación con la red de Facebook. Luego de la entrevista, varias de estas páginas fueron eliminadas de redes sociales. Otras aún siguen funcionando, al parecer vinculadas a más de un administrador.

Ya que estás aquí, te queremos invitar a ser parte de Interferencia. Suscríbete. Gracias a lectores como tú, financiamos un periodismo libre e independiente. Te quedan artículos gratuitos este mes.

Comentarios

Comentarios

Añadir nuevo comentario