Estamos donde tú estás. Síguenos en:

Facebook Youtube Twitter Spotify Instagram

Acceso suscriptores

Martes, 27 de octubre de 2020
Fotorreportaje

La Fiesta de La Tirana, un carnaval religioso de resistencia y rebeldía

Diego Ortiz (texto)
Tomás Ortega (fotos)

la_tirana.jpeg

Crédito: Tomás Ortega
Crédito: Tomás Ortega

Año a año más de 250 mil personas llegan al poblado de La Tirana, donde -salvo la semana del 16 de julio- habitan sólo unas 800 personas. Una fiesta religiosa -donde se adora a la Virgen del Carmen- que se vive en el norte que es más que bailes, disfraces y música. Un historiador, un fotógrafo y una socióloga cuentan por qué la fiesta de La Tirana es católica, pero -a la vez- lejana de la Iglesia.
 

Llámese fiesta o carnaval, lo que ocurre todos los años la semana del 16 de julio en el pueblo de La Tirana es un evento conocido por los chilenos. Sabemos que, durante esa semana, cientos de miles de personas de Chile y el mundo llegan al pequeño poblado de 800 habitantes ubicado en la comuna de Pozo Almonte. Sabemos también que se bailan diabladas y chunchos. De los disfraces -coloridos, altamente elaborados y diversos- ni hablar.

El motivo de la fiesta es también de conocimiento popular: música, bailes, disfraces, mandas y agradecimientos se toman La Tirana en honor a la Virgen del Carmen. Una fiesta religiosa, pero con un giro…

Tomás Ortega es fotógrafo y operador turístico. Viajó a la región de Tarapacá para sumarse a las más de 250 mil personas que participan de la fiesta de La Tirana. Como todos los que arriban, Ortega tenía claro el carácter religioso de la celebración. Lo comprobó al minuto de pisar el pueblo, plagado de figuras de la virgen. Pero algo llamó la atención del fotógrafo: “Es una fiesta católica, podría decirse, pero acá la Iglesia no está tan presente. Es una fiesta hecha por el pueblo”.

 

Fotografía: Tomás Ortega

Tomás Ortega
Fotografía: Tomás Ortega

 

“Salvo una misa, no hay mucha participación eclesiástica ya que es la gente la que se toma la fiesta y, obviamente, la expresión de la religión”, continúa explicando. Lo que vio Ortega -y retrató con su cámara para INTERFERENCIA- no es algo nuevo, pero siempre sorprende.

Desde la academia, Jorge Hidalgo, doctor en historia latinoamericana y premio nacional el año 2004, entrega una visión similar de lo que representa el carnaval. “Se genera una interrupción de las normas”, transformándose la fiesta de La Tirana, para el historiador, en ejemplo “de sectores populares que quieren manejar su propia religiosidad en contraste de la jerarquía eclesiástica, que quiere ostentar la masa de gente que está acudiendo a la virgen como si fuera su propia obra y no el resultado de un culto popular”.

Hidalgo ha participado de la fiesta en el pueblo nortino, siendo una experiencia que nutre parte de las clases que realiza en la Universidad de Chile. Actualmente, ejerce como director del programa de doctorado en historia de Chile y profesor del curso Idolatría y Superstición en el Mundo Andino, ramo en el que la fiesta-carnaval de La Tirana es tema obligado.

La religiosidad que se da en la fiesta de La Tirana es -de acuerdo con el profesor- una diferente a la de la Iglesia íntima. “Es una de baile de disfraces, y por eso fue profundamente criticada, pero a la vez era la religiosidad que el pueblo buscaba, que niños y jóvenes querían”, siendo La Tirana, en definitiva, una expresión de la religión más alegre y cercana que la versión eclesiástica del catolicismo. “Querían agradecer por favores concedidos, por encontrar trabajo, porque se sano la madre y querían hacerlo a su manera propia, con alegría y júbilo”, agrega Hidalgo.

 

Fotografía: Tomás Ortega

Tomás Ortega
Fotografía: Tomás Ortega

 

El académico toma una pausa y de pronto, recuerda: Mijail Bajtin. Soviético, crítico literario, ensayista y lingüista. “Él sostenía que en los carnavales hay elementos de contracultura, como disfrazarse de cura y hacer burla”, idea a la que Hidalgo adhiere cuando piensa en lo que sucede en La Tirana. “Esas actitudes existen en los Andes, muchas veces. Eso de tomar un disfraz y cumplir con el rol que cumplía el bufón en la corte, de crítica social, de decir lo que no podía decir cualquiera sin disfraz”, puntualiza.

“La religión tiene mil variantes, donde también hay espacio para la diversión y el puro juego”, agrega, subiendo el tono como anticipando algo importante. “La vida no es un juego, pero es muy difícil vivir sin jugar. Entonces eso hace que la gente necesite desahogos personales de la institución, desahogos que finalmente se transforman en colectivos, como un carnaval”, finaliza el historiador.

 

Fotografía: Tomás Ortega

Tomás Ortega
Fotografía: Tomás Ortega

 

LA TIRANA TAMBIÉN ES RESISTENCIA

Isabel parte excusándose. En el hostal donde aloja en El Salvador, país donde reside hace más de diez meses, no hay buen internet y no pudo contestar su teléfono. A los pocos minutos llama de vuelta y la entrevista comienza con sus disculpas; un sábado, después de una larga jornada laboral, con jaqueca e interrumpiendo su almuerzo.

Isabel Ugalde es socióloga y pasó por la fiesta de La Tirana cuando cursaba tercer año de carrera en la Universidad Católica. Hoy se encuentra lejos de Chile realizando un voluntariado profesional para América Solidaria, mas los recuerdos del carnaval están latentes.

“Más que un carnaval, es una fiesta orientada a adorar alguien, en este caso a la virgen”, explica. Ugalde fue hospedada por una familia proveniente de Alto Hospicio, quienes recorrieron los 66 kilómetros entre el pueblo andino y la ciudad costera para ganar dinero en medio de una fiesta de miles de personas. En su opinión, el aspecto comercial de la festividad es casi o más importante que la religiosidad para algunas personas que viajan al pueblo, pero eso es otro tema.

 

 

Fotografía: Tomás Ortega

Tomás Ortega
Fotografía: Tomás Ortega

 

Lo que apasionó realmente a la socióloga fue el distanciamiento de la religión impuesta por Europa en favor de acercarse a la cosmovisión indígena. Lo que apasionó a Ugalde aún más -consecuencia o casualidad- es la presencia femenina dentro del "ritual-fiesta".

Claro, es una fiesta católica. Su origen no proviene de los pueblos quechua o aymara. Pero sí tiene mucho que ver con ellos, con su forma de vivir la cosmovisión. “Compara La Tirana con la veneración a la Virgen de Andacollo: Son muy diferentes. En La Tirana la presencia indígena sigue viva, porque el pueblo está muy lejos y a la Iglesia le costó llegar, entonces al contrario del gris y la culpa que puede rodear las actividades relacionadas a la Virgen de Andacollo, tienes esos elementos indígena relacionados a los colores, la naturaleza y, en definitiva, la alegría”, explica.

Contrario a Europa, en América Latina se venera con mayor devoción a la virgen. Ugalde explica que somos ‘marianos’, en parte, por nuestra raíz indígena. “Los pueblos lograron agarrar esto de la mujer, de la pacha mama y madre tierra, e hicieron un sincretismo con lo que nos metieron acá, que es la institución y la Iglesia”, explica, siendo una especie de acople al catolicismo, por la que en todo el continente se venera a la virgen, sea de Andacollo, del Carmen o de Guadalupe.


Fotografía: Tomás Ortega

Tomás Ortega
Fotografía: Tomás Ortega

 

“Hay gente que habla del encuentro de dos mundos, de choque de dos culturas o, como dije antes, de sincretismo. Pero fácilmente puede llamarse resistencia y eso es lo que se ve acá”, asegura acelerando el ritmo y subiendo el tono de voz. “Es muy bonito como la balanza entre lo europeo y lo indígena se inclina mucho más por lo autóctono en estos casos, independiente de que en su esencia es una fiesta católica”, finaliza, ahora si con orgullo.

Desde hace más de un siglo, la fiesta de La Tirana viene acercando a las personas para adorar a la virgen y vivir su religiosidad. Pero también, y quizás sin saberlo, le permite al pueblo en su amplio espectro un desahogo. Resistencia o rebelión, La Tirana entrega a sus participantes más que diabladas, chinos y disfraces.

Ya que estás aquí, te queremos invitar a ser parte de Interferencia. Suscríbete. Gracias a lectores como tú, financiamos un periodismo libre e independiente. Te quedan artículos gratuitos este mes.

Comentarios

Comentarios

Buenas tardes Quiero aclarar con el. Mas respeto posible lo siguiente. 1. Nosotros NO ADORAMOS a la imagen de la Virgen del Carmen, nosotros LA VENERAMOS, loInvito a buscar los dos significados que son muy diferentes . 2. Nuestros trajes son Sagrados, se utilizan sólo para la Danza ah Dios atravez de la Virgen NO SON DISFRASES. 3. en los 10 días de Fiesta en Julio hay más de 50 misas no sólo 1. 4. En la Festividad de Nuestra Señora del Carmen de la Tirana, se baila en agradecimiento o por devoción, son 10 días entregados a ella y al agradecimiento, días mágicos donde ella nos demuestra la unión y donde nos preparamos todo un año para volver a estar a sus pies NO ES UN CARNAVAL. Después de aclarar esos 4 puntos me despido de usted espernado que nuestra Chinita los Cubra con su manto divino en esta terrible pandemia. Atentamente INGRID BAILARINA

quien llevo a cabo esta investigacion y bajo que modelo la sustenta, de igual manera me sorprende la falta de informacion por parte del "profesor" Jorge Hidalgo, me parece una falta de respeto esta "investigacion" su podemos llamarlo asi, la tirana es una fiesta religiosa no un carnaval, trabaja de la mano de la iglesia, tiene 2 tipos de organizacion en cuanto a los bailes religiosos, que por lo demas estan agrupados en la federacion de bailes religiosos de la tirana, ademas de ello la fiesta tiene una duracion de 10 dias y su punto central es el 16 de julio. como medida correctiva a este articulo, la virgen del carmen se venera, no se adora, no somos paganos, adoramos a un solo Dios, ademas la fiesta la organiza el obispado de iquique en conjunto con la federacion de bailes religiosos de la tirana, las cuales pertenecen a la iglesia catolica, el pueblo en si solo vive la fiesta.

Qué pena que esto se diga ser investigacion y ni siquiera fue capas de distinguir entre un carnaval y una fiesta religiosa. La fiesta de la tirana NO ES un carnaval, la iglesia y los bailes agrupados en la administración de la Federación tirana organizan la fiesta religiosa, hay mucho más que 1 misa y NO SE USAN DISFRACES, los bailarines usan trajes respectivos a cada danza con respeto, seriedad y un grado de religiosidad, no es un disfraz, hay un respeto por qué con ello realizamos danzas que son para la Virgen. Para ser personas con arto estudio hubo arto descuido en los términos utilizados, la persona que desarrolló este documento hubiese averiguado o investigado mejor. NO ES CARNAVAL Y NO ES ADORACIÓN. atte una bailarina de la celebración de la Virgen del Carmen de la Tirana.

Que malo el reportaje, lleno de errores, me imagino que quien lo hizo no es periodista, ya que a estas alturas todos saben mucho más de lo que aquí se relata con errores en demasía, pobre y superficial, con mucho concepto que hace una errónea idea a quien no conoce la fiesta, estoy seguro que quien escribe no conoce la tirana y sus conceptos, horrible y un tirón de orejas al editor que no revisa que esté material es pésimo.

Fuera de lugar el reportaje, pobre , ofensivo a nuestras costumbres religiosas, pero nada bueno se puede esperar de un periodista que tal ves ni crea EN DIOS Y LA VIRGEN,, nosotros veneramos a la VIRGEN MARIA Y ADORAMOS A JESUCRISTO NUESTRO SEÑOR. 😍 Que DIOS ALLANE TU CAMINO, NO SEA QUE NESECITES VOLVER A PIE PELADO Y TU CAMINO ESTARA LLENO DE ESPINAS, ENTONCES NESECITARAS SU AYUDA.

Que más decir en el comentario anterior está más que dicho falta de información, por parte de la investigación NO ADORAMOS VENERAMOS , NO SON DISFRACES, SON TRAJES VESTIMENTA, y por qué atacar a la fe que tenemos en el norte para venerar a nuestra madre este es el fervor que se vive la fiesta. Si no están de acuerdo no publique tonteras "VIVA LA VIRGEN DEL CARMEN, REINA DEL TAMARUGAL"

Me parece vergonzoso este artículo. Denota una completa ignorancia de los elementos básicos que componen la fiesta de La Tirana. Son tantos los errores que no sé por dónde empezar. Antes de hacer un artículo de investigación, al menos busquen algo de información veraz al respecto. Todos sabemos que las fuentes son el sustento de un artículo serio. ¿En serio están diciendo que "La Tirana" es un carnaval y que los bailes religiosos se disfrazan? Mal, muy mal. Ya, mejor no sigo. No vale la pena.

Buenas tardes espero que con los comentarios anteriores tengan la dedicación o tiempo como lo hicieron los años de sus estudios en colegio .liceos y universidad para averiguar bien en sus próximas investigaciones.....la fiesta de la tirana un desierto florecido por la danza y canto de sus bailes y peregrinos un abrazo

me sumo a las demas personas muy grande falta fe respeto ....como permitieron hacer este reportaje ....antes de hacer uno debe informarse bien ....como va hacer un punto de investigacion siendo que nuestra festividad de la virgen de la tirana lleva muchisimos años ...nuestros trajes son sagrados....que quede bien claro que no adoramos a la virgen sino q la veneramos con mucho amor y respeto y tambien dejar en claro que no es un carnaval....por favor respeto....me dio verguenza ajena leer este articulo!!! que nuestra chinita los guie en este camino que ustedes tienen mal interpretado.. atte. familia de 5 bailarines gitanos

Que terrible la falta de información y la falta de respeto hacia una Fiesta RELIGIOSA y no PAGANA como dice el artículo, la persona que escribió esto debió haberse informado bien antes de poner tanta estupidez, somos gente formada desde chicos en los bailes religiosos y podemos diferenciar bien entre un carnaval y una fiesta religiosa donde se Venera a la imagen de la Virgen del Carmen de la Tirana, que rabia da cuando gente que no tiene idea de lo que esta escribiendo en este caso, ojala tenga la valentía de pedir disculpas a la diócesis, a los bailes religiosos y sobre todo al peregrino que con mucho sacrificio llega hasta los pies de la chinita, insisto que falta de respeto hacia una de las fiestas más antigua de nuestro país. Atentamente una bailarina que lleva 30 años danzando.

Muy buenas noches... Leo su reportaje y me asombra la gravísima falta de investigación de éste. Como Tarapaqueño, músico, investigador incansable de mi folklore nortino, además de participar en la fiesta de la tirana como equipo pastoral y litúrgico entre los años 1997 al 2001 y como músico de bandas de bronce y como parte de un baile religioso familiar, siento una investigación de acuerdo a una fiesta (ojo no carnaval) muy mal vivida o sin hacerlo con las personas correctas. Los invito a interiorizarse más en el tema, investigando los orígenes de la fiesta y la participación ACTIVA Y PRESENTE de la iglesia católica en ella. Como hijo de esta tierra de chusca y chamiza realmente me apena leer una mirada para nada acertada de lo que es la fiesta de nuestra señora del Carmen de la tirana. Este reportaje equivocado en casi todos sus puntos de vista no hace más que mostrar una realidad inexistente que ridiculiza y deja como UNA FIESTA DE LIBERTINAJE EN ADORACIÓN A UNA FIGURA PAGANA (mi modo de verlo). Al yo tener esta impresión me hace pensar en cuál sería la imagen que deja a una persona que jamás a vivido ni visitado nuestra fiesta. Con mucha humildad los invito a que me contacten y con gusto los llevo a DONDE LAS PAPAS QUEMAN y conocer realmente y desde el corazón de esta fiesta como es que realmente se vive. Un reportaje falto de historia, fuentes confiables y sobre todo sin los principales actores dando su opinión.

Indignado, una visión totalmente nublada de una FIESTA DE AMOR, no un carnaval, aqui no celebramos a nadie, aqui agradecemos a nuestra madre, aqui no nos disfrazamos, nos envestimos como cualquier traje tipico de nuestro País. Enserio, a las personas a cargo de esta investigación les hago un llamado a no darse una vuelta de 2 dias y una noche en un pueblucho, ya que eso solo les falto decir, los invito a vivir toda la preparación que tiene una Iglesia viva que vive desde el fin de la fiesta al comienzo de otra, grupos innumerables de Jovénes dispuesto a servicio de Niños, peregrimos, servicios eclesiasticos e inclusive Folcloricos Musicales. La Fiesta no se vive solo en una misa señores editores, la fiesta es mucho más que eso, es un inicio de más de 10 dias de amor y solidaridad, no es entrar a un pueblo y ver cientos de imagenes, es ver a humanos AGRADECIENDO la intercesión de una Bondadosa madre a travez del apasionado sudor de una frente que pide año tras año que no se termine el clamor y el tamboreo de los bombos, el despertarse con las narices secas por la Chusca, el correr desde pequeño a ver la apertura de puertas con el corazón sediento de amor y terminar con el fin de una FIESTA entre lagrimas que consuelan el alma. Eso es la Tirana, es Pasión y Amor, no un simple carnaval de disfraces...

Encuentro una falta de respeto esta especie de documental o lo que sea, deberian informarse mejor, esto es tipico de gente de la capital que ve esto como algo “monono” algo de lo cual hablar pero sin saber siquiera la verdadera escencia y menos los significados reales de esta FIESTA, porque no tiene otro nombre, tipico de gente que quiere hablar del tema sin saber, mucho estudio podran tener pero esto que acaban de hcer es un asco.

Señores, como un ramo obligatorio, puede tener tanta información desvirtuada y con errores respecto a los contenidos que se entregan. Esto ocurre porque no son capaces de dejar los prejuicios personales fuera y nos demuestra que de pasada, un profesional no puede sustentar sus investigaciones, de lo contrario este es el resultado, irrespetuosas e infundadas. Mal por la universidad y mal por esos futuros profesionales, educados en pura ignorancia.

Que pena más grande, saber que profesores , academicos y personas que se creen eruditos en algunos temas, sean tan ignorantes y den opiniones erradas con respecto a nuestra Fiesta Religiosa de la tirana,,tratar de Disfraces a unas vestimentas sagradas para todo un pueblo que venera a la Virgen del Carmen,Patrona de Chile,, Es de idiotas, hay que ser de este pueblo para entender el sacrificio que cada año hacen las personas que año a año para llegar a los pies de nuestra imagen sagrada ..El PUEBLO DE LA TIRANA TIENE VARIAS ENTRADAS POR AHI MISMO SE PUEDEN IR, NO QUEREMOS GENTE QUE NO RESPETE LAS TRADICIONES DE UN PUEBLO. NO VUELVAN MAS..!

Buenas tardes señor redastor y su equipo primero que nada nosotros como promeseros danzante y socios consideramos una falta de respeto para nuestra madre y para nosotros como hijos de maria su articulo no concuerda con lo vivido por generaciones si usted se uniera dado el tiempo de investigar bien y con fuentes fidedigna seria otra cosa su articulo deja mucho que desear y lamento que gente como usted de gran prestigio profesional caiga tam bajo como para realizar un reportaje sin bases de los reales involucrados y aun más sin siquiera hablar con la iglesia para tomar conocimiento de causa y historia de gente entendida del tama les solicito a usted y a su equipo de trabajo redactarse en su articulo y pedir disculpas a todos los involucrados bailes religiosos iglesia y comunidad por lo mencionado escapa de la realidad vivida Esperando que ni solicitud sea informada a usted y su equipo de trabajo se despide una de miles de peregrinos que participamos cada año en la festividad de la tirana desde ya gracias y que la bendición de dios padre y maria santísima lo acompañen siempre

Srs redactores... Respeto su ignorancia, peo no la.falta de respeto a los promesantes,creyentes y fieles q año tras año,generacion tras generacion asistimos a esta fiesta,q de hecho es la mas grande de chile,es una FIESTA RELIGIOSA,en la cual cada año asisten mas fieles ....creo q ustedes debieran de antes publicar interiorizarse bien ,ya q es una gravisima falta de respeto llamar CARNAVAL a una fiesta religiosa....ahora si usted es de otra religion,q de hecho lo es,lo deja en evidencia,lo invito a q se reserve sus investigaciones o simplemente mantenga el sumo respeto q merecen los fieles y creyentes q si tenemos la fe en nuestra chinita del carmen y nuestro sr jesus....

Qué ignorancia, y se supone que todos estos personajes son Ph.D? Jajajaj ahora regalan los doctorados parece

Estimados, una precisión respecto al término CARNAVAL, ya que parece que tampoco se informaron acerca del origen de esta palabra. Para su conocimiento, el término proviene del latín "carnelevarium", que significa "quitar carne" y se refiere a la prohibición religiosa de consumo de carne durante los 40 días que dura la cuaresma. Por esto, el "carnaval" está asociado directamente con el catolicismo ya que, por lo general, los carnavales se realizan antes de la cuaresma y se orienta a un tiempo de preparación y penitencia, tal cual sucede con la celebración de la Virgen de La Tirana, que como ustedes mencionan, parte 10 días antes del 16 de julio. Esta información la obtengo directamente de la clase de música de mi hijo que cursa 5° básico en un colegio católico y escogió este carnaval para hacer su tarea de un lapbook (fue así como llegamos a esta página). Bendiciones a todos.

Añadir nuevo comentario